¡Odio colgar los abrigos en la entrada de casa! Es que ocupan mucho espacio, y a menos que seas un poco ordenado, acaba formándose una montaña que casi has de escalar para poder acceder. De hecho, en mi casa, coloqué el perchero en el rellano entre escaleras para no ver toda esa marabunta de prendas y demás fauna al entrar.

Sin embargo, he de reconocer que no hay nada más cómodo que soltar todo lo que llevas encima al entrar y empezar a sentirte en casa.  Ahora empiezo a arrepentirme de mi decisión, porque con tal de no bajar 8 escalones (o subirlos … según por donde entre) acabo tirando (sí, literalmente tirando) todo lo que me sobra sobre una silla. Y la montaña que no quería escalar, se acaba convirtiendo en el Monte Everest.  Además, por si todavía me quedaba un resquicio de duda de qué es lo correcto, el Feng Shui es muy claro en este tema:

«La entrada es un filtro donde debemos dejar las preocupaciones del exterior y poder así entrar en casa limpios y tranquilos»

Así que ya no tengo excusa … ¡hay que soltarlo todo antes de llegar al salón! Y todo es … TODO: abrigos, guantes, gorros, llaves, paraguas, maletines, bolsos  … hasta las botas, algo en lo que son expertos los países nórdicos. Ufff … ¿y entrará todo esto en mi recibidor?  ¿Y donde queda sitio para las flores, los adornos bien estudiados o el aparador singular?. Pues aquí entran las ideas que he encontrado, porque me he dado cuenta que resultan taaaan decorativas, que hasta mi bolso más cutre va a ser la caña en el hall.

Si tu recibidor no supera los 3 m², sigue leyendo porque en poco espacio podrás aparcar todo tu atuendo de calle y además disfrutar de un recibidor cálido, luminoso y muy despejado … vamos, ¡la perfecta bienvenida según el Feng Shui!.

  • Sencillo pero muy efectivo. Un banco de madera a baja altura con un perchero suspendido. Lo genial es que la ropa la cuelgas en perchas, y así todo parece más ordenado. El banco puede servirte para sentarte a quitarte los zapatos o bien para poner algún objeto decorativo sobre él. Cerrado o abierto dependerá de si tienes unos Jimmy Choo.
  • ¿Eres como Carrie Bradshaw en Sexo en Nueva York, pero sin el vestidor que te mereces?. No worries, tu entrada da para eso y mucho más. Prueba el modelo Trones de Ikea si tus zapatos son dignos de vivir en la oscuridad, y si por el contrario eres fashionista y exhibicionista, entonces te encantará el modelo Stacked de MuutoY no te cortes, prueba el configurator para crear el modelo que a ti te iría bien. ¡Es como jugar al tetris! Ah, y los pomos donde colgar los abrigos (llamados Dots) también son de Muuto.
  • ¡De perdidos, al río!. O sea, ya que tengo que colgar los abrigos, mejor hacerlo a lo grande y que destaquen. Puedes pintar de gris antracita un espacio en la pared, centrará el perchero y ampliará visualmente el espacio (combinado con mucho blanco, eso sí). El primer estilismo es de Ikea, super completo, combina un par de bancos Nornäs  (la versión económica del zapatero de Muuto arriba) con estanterías Valje y un riel Fintorp con ganchos de la misma serie. En el segundo estilismo, una pared panelada con madera centra el espacio donde colgar las prendas. Los ganchos son el modelo Blecka de Ikea. Desde luego es un look pulcro y muy refinado.
  • Siempre hay un DIY. Usa un palo o una cañería de cobre para construir un perchero de aires nórdicos. Todo a la vista, y sin embargo, queda fantástico. Pon algunos elementos decorativos como tulipanes (¡me encanta!), cestas o espejos y combínalos sin complejos con ropa y zapatos. La sensación no puede ser más acogedora. Y el plumero de la primera imagen pone la guinda a la decoración nórdica (no, en serio… todavía estoy intentando averiguar porque aparece un plumero de vez en cuanto en las fotos de casas nórdicas ?)
  • Y siempre puedes comprar el último grito en diseño.  Seguro que más de una vez pensaste que los percheros que usan los hoteles lucirían estupendos en tu casa, ¿verdad?. House Doctor ha creado uno inspirándose en ellos. Perfecto en ambientes industriales. Está realizado en hierro y madera de acacia. Y si lo que buscas es la mínima expresión, Nils Holger Moormaan ha diseñado el perchero Lorelei, realizado en tejido loden (tejido grueso impermeable) y madera de fresno sin tratar. De este perchero me encantó su anuncio: «Perchero busca pared. Lorelei, 94 – 38 – 193, valora el tejido elegante, adora la compañía de chaquetas y abrigos, es flexible y requiere mimos. Busca una relación estable con una pared fuerte sobre la que apoyarse mutuamente para colgar alrededor»

PHOTO CREDIT:  Pinterest

Nos encantan tus comentarios!